CuentaLab – Cuerpo y espacio

Magda Labarga y Cristina Verbena fueron las encargadas de mostrarnos a través de dos proyectos artísticos la relación entre el espacio y el cuerpo en la narración oral: “Un lugar para vivir” y “El cuerpo lugar de ecos”.

Arquitectos, bailarines, masajistas, profesores, músicos y narradores, hablamos acerca del espacio y el cuerpo, cómo se relacionan e interactúan a partir de los proyectos que nos contaron Magda y Cristina.

Aquí van algunas notas de aquel CuentaLab.

ORÍGEN DE LA CIUDAD

Comenzó Labarga con “Un lugar para vivir”, un proyecto de narración donde se cuentan historias mientras se construye una ciudad con objetos de deshecho. Al final de la instalación el público puede intervenir en el espacio cambiando los objetos de lugar. La instalación comienza con que toda historia comienza con un punto en el espacio.

Cuerpo y Espacio

Carlos Pose, arquitecto, señaló que desde el punto de vista histórico, las ciudades están hechas de restos, de residuos. Una civilización machaca a otra y con las cenizas de ésta nacía otra nueva. La única forma de avanzar en la Historia es compartiendo los conocimientos. El conocimiento hay que compartirlo para que, a través de la imaginación de otros, ese conocimiento que, está en un estadio, pueda avanzar.

Lo primero que necesita un ser humano es su propia supervivencia. Una vez está ya en la supervivencia es cuando empieza a surgir el arte porque libera la mente de la necesidad. Y cuando la mente está liberada de la necesidad aparece el hecho artístico porque necesita de ese suplemento espiritual que el hombre tiene: Hombre físico, hombre espiritual, capacidad de trascender de su propio cuerpo y a su propio espacio porque el espacio no es el espacio físico. La libertad, cuando uno está preso, es su capacidad como persona de pensar. Ese espacio también puede ser vivido.

EL ESPACIO VIVIDO

Pose afirmó que la apropiación es el conocimiento de un territorio. Para que un espacio deje de ser algo vacío, debe de ser transitado, debe de ser recorrido físicamente. No se percibe lo mismo en ver un espacio que en habitar un espacio. Y eso te hacer tener una apropiación cultural, un conocimiento preciso sobre el territorio que te rodea. De esta manera, Labarga, explicó que se genera un vínculo emocional y el espacio pasa a ser un lugar con unos recuerdos.

LÍMITES

Para Pose, establecer los límites es  muy complicado.

¿Dónde está realmente el borde?¿Dónde empieza una cosa y dónde termina otra? Sí hay apariencias físicas que determinan cuándo estás pasando de un estadio a otro pero esos criterios que, en términos urbanísticos, tienen que quedar muy bien establecidos para que quien tiene que utilizar el territorio sepa dónde se está desenvolviendo. Desde el punto de vista técnico de su desarrollo es tremendamente complejo porque la ciudad no sale espontáneamente a pesar de que mucha gente se ponga a vivir en un sitio.

No hay lugares inocentes. A pesar de que el espacio es plástico si tu construyes el espacio de una manera, estás marcando cómo van a establecerse las relaciones en ese espacio (predominante, de conversación…) Para Labarga no todos los espacios son especializados pero ninguno es inocente porque los hacemos nosotros precisamente porque son plásticos.

Cuerpo y Espacio

Un espacio cuenta cosas. las ciudades cuentan cosas. La cultura en que vivimos privilegian las calles como lugares de paso y de compra y otras culturas han privilegiado las calles o los espacios urbanos públicos como cosas diferentes porque la cultura necesitaba un espacio equis.

Hay espacios que favorecen o no sucedan determinadas cosas. Si soy yo el que discrimino el espacio soy el que tengo que elegir el espacio en el que me encuentro o modificar el espacio para que yo me encuentre. Porque el espacio se puede transformar moviendo una mesa o con una silla, una persona hablando, un hilo musical. Esa es la virtud que tiene el espacio. El espacio es plástico se puede transformar. Un intérprete cambia el espacio. Un cuerpo transitando un espacio ya lo está modificando.

EL CUERPO LUGAR DE ECOS

Verbena introdujo el segundo de los proyectos de narración “El cuerpo lugar de ecos” en el que se investigaba qué sucede cuando contamos más que lo que se cuenta. Donde el público se convierte en protagonista y su cuerpo se convertiría en contenedor de palabras. La voz y los recuerdos son formas de tocar, de acariciar al otro. Luego el cuerpo tampoco tiene límite. Tiene límite aparente pero no tiene límite. Transciende siempre incluso con la proximidad. Eso también influye en el medio, en el espacio en el que se transmite.

Cuerpo y Espacio

Quien tiene conciencia de esto se preocupa en conformar espacios de tal forma que tengan unos efectos más positivos a la hora de establecer el intercambio entre personas o entre otros elementos o entre imágenes. La luz, la sensación que percibo de un espacio también me lo da esa conformación formal que hacemos a través de la vista, tacto y el resto de sentidos que influyen.

Cuando contamos, más importante que las historias, es lo que sucede. Y lo que sucede y cuando sucede en bonito tiene mucho que ver con el tacto. Y en este caso el tacto era cuerpo con cuerpo donde los límites se transforman: o se agrandan o se hacen más permeables, damos permiso para.

El equilibro de las masas sucede cuando las tensiones desaparecen (la ley de la mecánica, explicaba Pose). Desde el punto de vista tensional, el cuerpo está emitiendo una energía. Cuando yo me aproximo a otro cuerpo está interfiriendo la energía de mi cuerpo con la energía de otro cuerpo. Si hay rechazo entre las energías, que es negativo, hay un alejamiento. Si lo que hay es aproximación que lo que quiere es que se sumen esas energías se produce un acercamiento. El equilibrio se produce cuando sumas las dos energías y son estables. No hay desequilibrio. En ese momento las tensiones desaparecen.

Empezar a contar mediante la voluntad del otro que te da el permiso para que el narrador cuente. Respeto del público al artista y del artista al público. Acerca del permiso y del respeto hablaron varios narradores.

En una relación personal se pretende conseguir determinados vínculo. Ese vínculo es el lugar de la historia no solo el espacio físico, concluía Labarga.

Si a la gente le das la oportunidad habita el espacio a su manera, finalizaba el CuentaLab Cristina Verbena.

Patricia Picazo de Fez
Narradora oral y Directora de Cuentacuarenta

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s